• Live In:
  • days
  • hrs
  • mins
  • secs

2017 – Make Room – Espanol
Haz Lugar Para “Dejar Ir”

Mi hijo Preston tenía más o menos 8 meses de edad cuando gateaba alrededor de nuestra casa y misteriosamente aparecía cerca del plato de comida de nuestro precioso perro de 80 libras; un Bóxer llamado “Gibson”. En una ocasión específica, vimos a nuestro bebé gatear en dirección del plato de comida de Gibson, solo para meterse en la boca la comida del perro. Corrimos a él para alejarlo y de inmediato sacarle todas las bolitas de su boca y el resto de sus manos. El peleó con nosotros. Él peleó con fuerza con nosotros. Estábamos quitándole algo que obviamente él estaba disfrutando. Aún después de hablarle en nuestro mejor lenguaje para bebes, que esto era malo para él, lloró y lloró. La explicación no le fue suficiente. En cuanto sus rodillas tocaron el suelo, se fue gateando rápidamente en dirección del plato de comida, deseando haber cambiado nuestra manera de pensar. Esta batalla continuó por algunos días, hasta que por fin alejamos el plato de su alcance. Antes que deseches esta historia, debido a nuestra poca experiencia como padres, nuestra única excusa es que Preston era mucho más rápido y más inteligente de lo que nosotros le habíamos dado crédito, aparte del factor obvio de que, como padres de un solo hijo hasta ese momento, éramos muy ignorantes. Desde entonces, he aprendido de lo que realmente está hecha la comida para perro…solo esperen…ANIMALES ATROPELLADOS. Búsquenlo en Google. Nuestro pequeño bebe, en realidad, estaba peleando con mami y papi por unos pequeños pedazos de animales atropellados. Él estaba eligiendo algo muerto, por encima de la comida que yo le estaba ofreciendo y que le daría vida y nutrición. Me da gusto que él ya pasó esa etapa. Ahora Preston tiene 9 años y vive una vida casi normal; fuera del hecho de que aún come casi de todo, cocido o crudo.

Seamos honestos con nosotros mismos. ¿Cuántas veces tu y yo peleamos con Dios, nuestro Padre, por comida para perro? ¿Cuántas veces altercamos con Él y tratamos de racionalizar y justificar el por qué queremos algo que nosotros creemos que nos dará vida? Peleamos con Dios por “animales atropellados”. Peleamos con Dios por cosas que, en nuestro finito y limitado entendimiento, parecen estar bien por el momento, cuando en realidad podrían ser muy dañinas. El problema es que nosotros no sabemos que es dañino, y a menudo vemos esas cosas como normales y naturales. Dios quiere darnos vida. ¿Confiamos en Él?

Porción Bíblica Para Hoy

“12 Todas las cosas me son lícitas, pero no todo me conviene. Todas las cosas me son lícitas, pero yo no me dejaré dominar por ninguna (y lo puso bajo su poder, permitiéndole controlarme)”. – 1 Corintios 6:12 (Biblia Amplificada)

Video en Right Now Media

Hacer “PAUSA” Porque todos son tentados.

Sesión 6 por Andy Stanley

Inscripción libre para Right Now Media

Sugerencia de Oscar

Siempre hay más en juego de lo que pensamos. Toda tentación pone en juego nuestra confianza en Dios. “Hacer Lugar” para obtener más de Dios, implica mirar profundamente nuestras relaciones, nuestros hábitos, nuestras actitudes, nuestro entretenimiento, y ver si ALGO se entromete en nuestro crecimiento como discípulos de Cristo.

Sugerencias para Estudiar

¿Cuáles son algunas de las cosas que el Espíritu Santo está sacando a flote en tu mente ahora mismo, que posiblemente no sean constructivas y edificantes para tu vida espiritual?

¿Cuáles son algunas de las maneras de evitar estás cosas?

¿Con cuales puedes empezar hoy?

Para hacer un estudio profundo, lee: Hebreos 4:15-16, Romanos 8:37, Santiago 1:12-18, 1 Corintios 10:13, Santiago 4:1-4, 1 Timoteo 6:9, Jeremías 17:10.

Oscar Ortiz

Campus Pastor

© 2022 | All Rights Reserved.
Victory Church in Oklahoma